Presentación

Hola amigos/as, mi nombre es Begoña y quiero presentaros mi página web y mis productos, pero sobre todo quiero que conozcáis un poquito de mí a través de mi presentación.

Mi andadura e inicio por el apasionante mundo de la bisutería artesanal fue totalmente accidental y surgió por un acontecimiento muy triste en mi vida.

A través de esta presentación también quiero decir que de las cosas más tristes que puedan sucederte también puede surgir algo positivo, en mi caso concreto fue el descubrimiento de una faceta de mí que desconocía la capacidad de crear y diseñar bisutería.

Comienzo ya después de este prólogo a contaros como descubrí esta habilidad que ahora forma parte de mi vida. Estaba embarazada de mi hijo Carlos al que mi padre hubiese adorado, porque es maravilloso, y se dio la fatal circunstancia del fallecimiento de mi padre que era un pilar en mi vida, alguien muy importante para mí con quien tenía una gran complicidad, recuerdo que cuando cogí el teléfono y me dijeron que era la policía y cuando me preguntaron si era mayor de edad y qué relación tenía con Miguel Ángel Prieto me tembló todo el cuerpo y presentí lo peor y, así fue, me dieron la noticia de que mi padre había fallecido, no era una muerte esperada por lo que el golpe aún fue mayor para todos, fue en una excursión haciendo senderismo con unos amigos, que llevaba tiempo esperando.

En ese momento solo pensé que no podía desmoronarme, que mi padre ese ser maravilloso que no podría conocer a su nieto, lo habría querido así, por su nieto y por mí.

Para mantener mi mente ocupada y sin saber porque decidí ponerme a hacer bisutería, pensando que sería una buena manera de mantener mi mente ocupada y no centrar mis pensamientos en lo que había sucedido.

Me acuerdo como si fuese hoy que cuando nació Carlos lloré como en mi vida había llorado y que las enfermeras me decían: "pobre que depresión post parto tienes". Pero lo que tenía no era depresión post-parto estaba llorando todo lo que no había llorado desde que me dieron la noticia del fallecimiento de mi padre. Cuando miré a Carlos, por primera vez, me vino a la mente como es comprensible mi padre y que no había podido ver a su nieto, que no podría enseñarle a montar en bici, ir a verlo al fútbol y disfrutar a su lado.

Es curioso como de algo que duele y desgarra el alma como la muerte de un ser querido, pueda surgir, una ilusión un proyecto un sueño, pero la vida es a veces imprevisible.

El nombre de la tienda que he montado y la página web que os presento hoy lleva el nombre de Kane, en homenaje a ese ser maravilloso que no pudo ver crecer a su nieto, ni compartir más momentos entrañables conmigo, ya que de pequeña me llamaba así, Kane, nadie ha sabido decirme porque, sino sería otra parte de mí para compartir con vosotros/as.

Espero que esta presentación os haga entender que mi profesión y mi trabajo son, además, una pasión y algo que forma parte de mí. Y que en cada pieza que he hecho para esta página lleva un poquito de mi historia personal, de mí.

Espero que os guste y no haberos aburrido demasiado con mi presentación, quizás debería haber sido más corta, pero de alguna forma necesitaba que él supiera que donde estoy ahora se lo debo de algún modo a él, porque siempre he pensado que estuvo y estará a mi lado. 


Scroll